Comprueba si tu correo y contraseña están entre los millones filtrados

Comprueba si tu correo y contraseña están entre los millones filtrados

José Antonio Lorenzo

El correo electrónico se está convirtiendo cada vez más en una herramienta imprescindible para nosotros. Ya no sólo a nivel laboral, sino que también lo utilizamos mucho en nuestra vida privada. Además, a esto tenemos que añadir que la correspondencia por carta en papel cada vez es menor. Esto ha provocado que en nuestros e-mails tengamos información bancaria, pagos de recibos y más. Los ciberdelincuentes no son ajenos a esta nueva realidad, y buscan piratear nuestras cuentas de correo electrónico para sacar beneficios. Uno de los problemas está en que, aunque no nos demos cuenta, pueden espiar nuestras finanzas, vida laboral y trabajo. Hoy os vamos a enseñar cómo comprobar si tu correo electrónico y clave están entre los millones de filtrados en Internet, y qué medidas debemos tomar si has quedado expuesto.

Cómo funcionan las herramienta para comprobar si hay fuga de datos

Actualmente existen una gran cantidad de herramientas para comprobar si nuestro email se ha filtrado, tanto filtraciones recientes como antiguas. Las diferentes herramientas utilizan las bases de datos filtradas para comprobar si nuestro correo electrónico está en ellas, y en caso de que lo estén, nos avisará de que ha ocurrido una filtración de datos. Debemos tener en cuenta, que estas bases de datos pueden llegar a tener un tamaño de terabytes de datos, ya que se almacenan millones de emails con sus correspondientes hash de la contraseña.

En cuanto a qué podrían hacer los ciberdelincuentes gracias pirateo de nuestro e-mail son varias cosas. Para empezar, podrían robar tu dirección de correo electrónico y tomar posesión de ella si les interesa. También podrían obtener el número de nuestra tarjeta de crédito y datos de nuestra empresa si la utilizamos para el ámbito laboral. Otra posibilidad es que nuestros datos terminen vendiéndose en la web oscura al mejor postor. Por este motivo siempre es necesario utilizar diferentes contraseñas para los diferentes servicios, por si un servicio se ve afectado por una filtración de datos, que no el resto de servicios se vean afectados.

Por otro lado, tenemos la cuestión de qué podría pasarnos si se filtran nuestros datos. En este caso podrían robar tus otras cuentas. Esto es debido por ejemplo a que las cuentas de e-mail las utilizamos para registrarnos en otros sitios. También podría intentar hacerte un ataque de phishing o empezar a recibir mucho spam en tu correo. Luego, en casos muy complejos podrían robar tu identidad o arruinar tus finanzas. Además, los ciberdelincuentes podrían mandar mensajes con ataques de phishing a tu ámbito personal o laboral. Esto podría tener consecuencias graves lo que se traduciría en una pérdida de la reputación.

Cómo comprobar si tu correo y contraseña se ha filtrado

Lo primero que tenemos que hacer para poder usar la herramienta que comprueba si tenemos fugas de datos en nuestra e-mail es ir a la siguiente pagina web. Nos encontramos con una herramienta web gratuita. Esto quiere decir:

  1. Que no vamos a tener que pagar por usarla.
  2. Vamos a necesitar conexión a Internet para poder utilizarla.
  3. No va a requerir de instalación, ya que su ejecución se realiza en nuestro navegador de Internet.

Al pulsar sobre el enlace que hemos puesto antes, en nuestro navegador cargará una pantalla como esta:

Para comprobar si el correo y la contraseña están entre los millones filtrados, tenemos que escribir la dirección de correo electrónico en el campo de búsqueda. En este caso, nos referimos a la zona blanca que señala la flecha roja y que pone «enter your email«. Una cosa positiva es que, Cybernews afirma que ese correo que introducimos ni se guarda, registra o se almacena en ningún lado.

Lo único que tenemos que hacer para comprobar nuestro e-mail, es teclearlo en la barra de búsqueda y pulsar en el botón CHECK NOW. A continuación, vamos a poner un ejemplo con un correo que se ha expuesto y otro que no. También explicaremos cómo debéis actuar en cada caso.

Qué pasa si tu correo no está en la lista de filtrados

Si seguimos las instrucciones del apartado anterior, poniendo un e-mail y presionando el botón CHECK NOW obtenemos unos resultados. En caso de que no estén filtrados nos aparecerá una pantalla como esta:

Aquí nos comentan que no han encontrado el correo electrónico entre los que han sido filtrados. Eso quiere decir que, relativamente, podemos estar tranquilos y si quisiéramos podríamos dejarlo en este punto. No obstante, si queremos mejorar la seguridad nos recomienda que emprendamos dos acciones:

  1. Que utilicemos un administrador de contraseñas de confianza para generar contraseñas seguras y mantenerlas protegidas.
  2. El uso de la autenticación en dos factores (2FA) siempre que sea posible.

Cómo actuar tras comprobar que tu correo y contraseña se ha filtrado

Vamos a repetir la misma mecánica que antes. Introducimos nuestro e-mail y pulsamos el botón de CHECK NOW. En el supuesto de que vuestra correo y contraseña están entre los millones filtrados arrojará estos resultados:

En un mensaje en un texto rojo nos comenta que nuestro correo está entre los que han sido filtrados. A continuación, nos ofrece una serie de consejos. En este caso, ya es obligatorio que pongamos remedio porque nuestra cuenta de correo está en riesgo. Lo que más recomendable es seguir los siguientes pasos:

  1. Cambiar la contraseña.
  2. Establecer una contraseña segura y usar un gestor de contraseñas.
  3. Habilitar la autenticación en dos factores 2FA de esa cuenta y de otras que pudieran tener alguna vinculación con la que ha sido filtrada.

Lo mínimo recomendable en este caso sería cambiar la contraseña por una robusta, y revisar las otras cuentas que pudieran tener una vinculación con esa cuenta filtrada. No obstante, cuantas más acciones realicemos mucho mejor.

Generador de contraseñas para tener una clave robusta

Si queremos construir una buena contraseña, que sea robusta, debe construirse con mayúsculas, minúsculas, números, símbolos y una longitud mínima recomendada de 12 caracteres. También podemos usar gestores de contraseñas gratuitos que nos ayuden a mantenerlas a buen recaudo. Algunos ejemplos podrían ser KeePass, Bitwarden, Dashlane, LastPass y Passwarden. En cuanto a esta misma web, si queréis que os genere una contraseña robusta lo podéis hacer pinchando en este enlace. Entonces os aparecerá la pantalla del generador de passwords.

La forma de funcionamiento es muy sencilla. En el momento que pulsemos sobre el símbolo que señala la flecha roja, se generará automáticamente una contraseña. A continuación, lo único que tenemos que hacer es pulsar en el botón Copy Password para que la guarde en el portapapeles. Luego introduciendo control + v la podremos pegar donde haga falta.

Por último, cómo habéis podido observar, esta web nos ofrece dos interesantes herramientas gratuitas. Una para comprobar si tu correo y contraseña están entre los millones filtrados y otra para generar contraseñas robustas.