PS4 y Xbox One: ¿Conectadas por cable de red o Wi-Fi?

Escrito por Adrián Crespo

Este es uno de los dilemas al que deben hacer frente los usuarios de este tipo de dispositivos. Tanto PS4 como Xbox One necesitan acceso a Internet no solo para partidas online, también para la descarga de contenidos de decenas de GB. Por este motivo, conviene saber muy bien si debemos conectar nuestra PS4 o Xbox One haciendo uso del cable de red o si podemos recurrir a la interfaz Wi-Fi.

Al igual que ha sucedido con los dispositivos móviles, los sistemas de entretenimiento no solo se utilizan para jugar. Las aplicaciones han llegado y se puede disfrutar de vídeos, tiendas en línea o incluso aplicaciones para la visualización de contenidos, tanto de series y cine como de música.

La llegada de los videojuegos digitales ha sido otro aspecto que ha marcado un punto de inflexión. Son decenas de gigabytes los que el usuario debe descargar, de ahí que una conexión a Internet con una velocidad de descarga generosa para no invertir demasiadas horas esperando.

Ventajas y desventajas del cable de red

La principal cualidad de este medio es que ofrece el 100% de la velocidad de la conexión a Internet contratada, no repercutiendo de forma negativa en la latencia, un aspecto muy importante a la hora de jugar partidas online.

Parece obvio que la desventaja más clara es que es necesario desplegar el cable por la vivienda si no existe cierta proximidad entre el sistema de entretenimiento utilizado y el router que ofrece acceso a Internet.

Ventajas y desventajas de la red Wi-Fi

Portabilidad sería la ventaja que mejor define esta forma de conectar nuestras videoconsolas. Además de no desplegar cable de red, permite conectar nuestra PS4 o Xbox One en cualquier lugar de la vivienda. Es decir, se puede reubicar la consola sin ningún tipo de problema.

Sin embargo, la desventaja clara es el rendimiento. Si la conexión a Internet posee una velocidad muy alta es probable que el Wi-Fi no permite disfrutar del 100% de la velocidad contratada. Por no decir que añade cierta latencia que en el caso del cable no sucede. Sí que es verdad que ambas poseen una conexión Wi-Fi AC y que en la mayoría de los casos con conexiones de 100 Mbps se debería disfrutar del 100% de la velocidad. Pero intervienen otros factores externos, como las redes Wi-Fi vecinas o incluso el router del operador, que ya se sabe que en muchos casos no está a la altura de las necesidades.

PS4 y Xbox One: Cable de red o Wi-Fi

Es complicado indicar cuál es la mejor interfaz. Bajo nuestro punto de vista, si no se va a jugar de forma constante a través de Internet y el acceso contratado no supera los 50 Mbps, el Wi-Fi es la mejor opción. Sin embargo, si se va a jugar de forma regular y la conexión supera los 300 Mbps. Si se quiere disponer de más del 80% de la velocidad que ofrece la conexión a Internet el cable de red será la mejor opción.

Soluciones Homeplug como alternativa

Adicionalmente a las dos soluciones que hemos tratado, también podemos recurrir a los dispositivos PLC. Si la distancia con respecto al router que ofrece acceso a Internet no es muy grande y la instalación es relativamente nueva, se pueden disfrutar de 200 Mbps con total garantías haciendo uso de estos dispositivos, tal y como han demostrado nuestros últimos análisis.

Este tipo de soluciones permiten utilizar el cable de red o bien mejorar la cobertura de la red Wi-Fi utilizando puntos de acceso de alto rendimiento.

Si no puedes desplegar el cable y la ubicación elegida no recibe de forma correcta la señal Wi-Fi, es probable que sea la mejor alternativa.

Últimos análisis

Valoración RZ
10
Valoración RZ
8
Valoración RZ
9
Valoración RZ
9
Valoración RZ
10
Valoración RZ
9
Valoración RZ
10
Valoración RZ
7
Valoración RZ
9