¿Qué es y para qué sirve Wi-Fi Direct?

Escrito por Adrián Crespo

Seguro que muchos lo habéis visto en vuestro smartphone, pero no sabéis para qué sirve. En este artículo, os vamos a tratar de explicar en qué consiste Wi-Fi Direct y cuáles son las posibilidades que ofrece. Para ser claros, permite principalmente el control remoto de dispositivos, conectándose directamente a estos utilizando la interfaz W-Fi.

En la actualidad, a la hora de adquirir un terminal móvil o tableta se trata de una característica que, en la mayoría de los casos, pasa totalmente desapercibida, comienza a tener cierta relevancia, sobre todo a la hora de controlar gadgets. Los dispositivos conectados han servido para añadir cierta visibilidad a esta característica. Ahora muchos usuarios prestan importancia antes de adquirir una tableta o smartphone si esta especificación está presente.

Para todos aquellos que no conozcan esta función, podríamos decir que se trata de un añadido a la funcionalidad Wi-Fi que todos los usuarios conocen. Permite conectarse a dispositivos de forma directa, sin que exista un router o un punto de acceso inalámbrico de por medio.

Para encontrar el origen de esto nos tenemos que remontar hasta el año 2010, cuando Samsung decidió por primera vez introducirla en un terminal. Desde entonces, podríamos decir que la popularidad se ha mantenido al alza. Todos los fabricantes la han incluido de forma paulatina.

¿Qué me ofrece Wi-Fi Direct?

Ya hemos indicado en qué consiste y cuál fue el punto de partida de esta función. Ahora toca mencionar cuáles son las ventajas que ofrece en el día a día hacer uso de esta tecnología. Nos referimos a usuarios que hagan uso de Wi-Fi Direct en un entorno doméstico.

De entrada, podríamos decir que compite de forma directa con el Bluetooth. Respecto a este ofrece una ventaja que podríamos considerar clave: la cobertura. Posee un mayor rango, lo que ofrece una mayor movilidad a los dispositivos. Otras de las ventajas es que la conexión es muy sencilla, equiparando el proceso con el de conexión a un router o un AP. Solo es necesario acudir al apartado Wi-Fi y seleccionar el nombre de la red del dispositivo al que nos queremos conectar.

¿Alguna desventaja destacable?

Podríamos decir que no, pero existe alguna. Al ser una red inalámbrica, la seguridad hay que tenerla en cuenta, y debemos vigilar que la conexión esté protegida. Antes la hemos comparado con el Bluetooth a nivel de cobertura. En este apartado también lo vamos a hacer, pero en esta ocasión, en lo que se refiere a transferencia de archivos. Para ser precisos, es un punto negativo, ya que para realizar esta operación se debe utilizar una aplicación de terceros. En el caso del Bluetooth, se trata de algo totalmente nativo.

¿Qué uso se puede dar?

En la actualidad, un abanico bastante amplio de dispositivos que cuentan con esta función, permitiendo que nos podamos conectar a ellos utilizando smartphones y tablets. Con estos y aplicaciones de terceros, podemos realizar el control del dispositivo al que nos hemos conectado o enviar contenidos. Un claro ejemplo de dispositivo compatible es Google Chromecast, pero también podemos mencionar muchos otros. PlayStation 4, Xbox One, televisores de un amplio abanico de fabricantes, reproductores multimedia, y así hasta completar un listado de dispositivos compatibles.