¿Qué debo tener en cuenta antes de adquirir un router 4G portátil?

Escrito por Adrián Crespo

La movilidad ha superado todas las expectativas que tenían los usuarios. Primero aparecieron los módems USB portátiles que permitían disfrutar de acceso 3G desde un equipo portátil. Ahora, estos han dejado paso a los router 4G, permitiendo al usuario disfrutar de velocidades que nada tienen que envidiar a muchas conexiones fijas de acceso a Internet. Incluso en algunos casos son mejores. En este artículo os vamos contar qué se debe tener en cuenta a la hora de adquirir un dispositivo de estas características.

Fuera parte del dispositivo en sí, el usuario deberá adquirir una tarifa con algún operador. En estos casos, cuanto mayor sea mejor, ya que se suele utilizar para navegar de forma amplia, además de consultar el correo. Incluso para compartir con otros usuarios. Otra recomendación antes de meternos en materia es la compra de una tarifa que al finalizar los “gigas” disponibles no se tarifique el exceso, sino que se produzca una reducción de la velocidad.

Dicho esto, en este artículo os vamos a orientar en algunos aspectos a la hora de adquirir un router 4G. Muchos pensarán que no tiene mucho misterio y que son dispositivos sencillos. Eso tiene parte de verdad, pero hay que tener en cuenta algunos aspectos para sacar el máximo y disfrutar durante las vacaciones estivales.

¿Qué debo tener en cuenta al comprar un router 4G?

A continuación, os detallamos cuáles son los aspectos que hay que vigilar a la hora de escoger un router 4G.

Batería

El aspecto más importante sin lugar a dudas, de ahí que lo hayamos ubicado en primer lugar. Es el aspecto diferenciador y lo que determinará las horas que el usuario pueda utilizar el dispositivo. En este caso, os vamos a decir las cosas como son. No existen los milagros. La duración máxima de la batería de estos dispositivos se suele fijar entorno a las 8 horas. Obviamente, depende el uso que se dé del dispositivo. Cuando decimos que depende del uso nos referimos:

  • Dispositivo conectado a él.
  • Cantidad de “megas” descargados.
  • Calidad de la señal a Internet.
  • Uso de cobertura 3G o 4G

Estos son los aspectos que marcan de cierto modo cuál va a ser la duración de la batería. Creemos que con 8 horas debería ser más que suficiente para suplir la falta de un enchufe en el que cargar el dispositivo.

Aspectos relacionados con el punto de acceso

Tampoco es necesario liarse la manta a la cabeza. Lo que queremos decir con esto es que el máximo de Mbps alcanzables (en el mejor de los casos) será de 150 Mbps. Por este motivo, lo que debemos buscar es un router 4G que ofrezca Wi-Fi N de al menos 150 Mbps. En lo que se refiere al número de dispositivos que se pueden conectar, es un número bastante elevado. Por lo tanto, no hay de qué preocuparse. La cobertura no será el punto fuerte de estos dispositivos. Es algo que hay que tener en cuenta. Obviamente nos vamos a poder separar 8-9 metros, incluso con paredes de por medio sin ningún problema, pero no esperemos mucho más en lo que se refiere a prestaciones inalámbricas.

Configuración del dispositivo

Al tratarse de un router de dimensiones reducidas, el usuario podrá realizar la configuración utilizando el método tradicional. O lo que es lo mismo, a través de una interfaz de configuración web. Pero en el caso de algunos fabricantes, se cuenta con la posibilidad de instalar una aplicación en el smartphone o tablet (dispositivos que a priori serán los que se conecten) y así realizar la configuración de una forma aún mucho más sencilla.

Para gustos los colores. Si queréis algún ejemplo, observad esta aplicación del fabricante TP-Link:

Opciones de valor añadido recomendadas

Poco a poco, y sobre todo porque nos encontramos ante routers portátiles, se han añadido algunas funciones que podemos encontrar en equipos de escritorio. Por ejemplo, si queremos compartir archivos con otros usuarios, algunos equipos poseen una ranura para tarjetas microSD de hasta 64 GB. Un almacenamiento que en la mayoría de los casos es más que suficiente para compartir imágenes, vídeo, música o documentos. Es decir, algunos routers 4G cuentan con un cliente SAMBA.

Otro aspecto que hay que tener en cuenta y que seguro algunos valoran de forma positiva es que este equipo se puede utilizar para cargar otros. Sí, como si de un powerbank se tratase, podemos conectar nuestro móvil y realizar la carga del mismo. ¿Por qué llevar dos dispositivos si con uno puede llevar a cabo dos acciones?

¿El precio?

No nos vamos a tener que dejar una cantidad indecente de dinero. Dependiendo de las características del dispositivo, el precio oscilará entre los 70 y 110 euros.

Listado de dispositivos recomendados

Tras esta serie de consejos, os vamos a ofrecer un breve listado para que os hagáis una idea mucho mejor de la situación del mercado:

TP-Link M7300

Este router 4G portátil es el mejor calidad-precio del mercado, es capaz de proporcionar una velocidad de hasta 150Mbps de descarga y 50Mbps de subida. También es compatible con redes 3G y 2G. Posee un punto de acceso Wi-Fi N funcionando en la banda de los 2,4 GHz capaz de ofrecer hasta 300Mbps de velocidad, ideal para exprimir al máximo la red de banda ancha móvil.

La capacidad de la batería es de 2.000 mAh y su duración teórica es de 8 horas. También ofrece una ranura para tarjetas micro SD de hasta 32GB de capacidad. Esto nos permite compartir archivos a través de la red Wi-Fi o del puerto USB del dispositivo.

Consultar

tp-link m7300 analisis router 4g

TP-Link M7350

El TP-Link M7350 es el tope de gama del fabricante. La principal característica de este router 4G es su compatibilidad con las redes inalámbricas 4G LTE, pudiendo conseguir una velocidad de hasta 150Mbps velocidad de descarga y hasta 50Mbps de velocidad de subida en cualquier red 4G de los operadores.

Incorpora conectividad Wi-Fi N600 con doble banda seleccionable, consiguiendo hasta 300Mbps en cada banda. Este router soporta hasta 15 dispositivos conectados a la vez, por último, dispone de una ranura para tarjetas micro SD que permite hasta 32 GB de almacenamiento y compartirlo a través del puerto micro USB o de la red Wi-Fi.

Otras características es que incorpora una pantalla de 1,4 pulgadas donde se nos mostrará toda la información necesaria, y una batería de alta capacidad de 2.550mAh.

EUR 95,57 EUR

TP-LINK M7350

Y por último, y que sirva como ejemplo, un router 4G de escritorio, obviamente, un poco más grande que estos y con dependencia de alimentación eléctrica, ya que no cuenta con batería.

ASUS 4G-N12

Aunque parezca complicado, se trata de un router 4G de escritorio. Las principales características inalámbricas de este router es que incorpora una interfaz Wi-Fi N, pudiendo alcanzar una velocidad de hasta 300Mbps en la banda de 2.4GHz gracias a sus dos antenas internas. Este router incorpora un puerto Fast-Ethernet que puede funcionar como WAN/LAN, y también tres puertos Fast-Ethernet para la LAN únicamente.

En modo 4G este equipo permite conseguir una velocidad de descarga de hasta 100 Mbps y una velocidad de subida de 50 Mbps.

Obviamente, la principal penalización respecto a los otros dos que hemos mencionado anteriormente es que no es portátil.

Consultar

asus_4g-n12_intro

Si quieres acceder a más dispositivos de estas características no dudes en visitar la sección dedicada que tenemos a análisis detallados de routers.