Los errores humanos, el principal enemigo de la nube

Los errores humanos, el principal enemigo de la nube

Javier Jiménez

Son muchas las amenazas que podemos encontrar al navegar por Internet. Muchos tipos de ataques que de una u otra forma ponen en riesgo nuestra seguridad y el buen funcionamiento de los dispositivos. Sin embargo en ocasiones los problemas llegan por fallos que cometemos. En este artículo nos hacemos eco de una noticia donde indican que el peor enemigo de la nube son los errores humanos.

Los errores humanos ponen en riesgo la nube

La nube es algo que cada vez está más presente en nuestro día a día. Sirve para alojar archivos y documentos para tenerlos disponibles en cualquier lugar. También para trabajar de forma remota en equipo. Esto es algo que en los tiempos que corren es muy importante y cada vez hay más plataformas que nos ofrecen esta posibilidad.

Ahora bien, hay que tener en cuenta que los piratas informáticos también ponen sus miras en aquello que cuenta con más usuarios. Aquellos servicios que son más utilizados también pueden volverse en un problema para la seguridad. Pero más aún si son los propios usuarios quienes cometen errores que les dejan expuestos.

Según un informe del que nos hacemos eco, no son muchos los usuarios que evalúan la seguridad de la nube frecuentemente. De hecho el 58% lo hace solo una vez al mes o menos. Esto supone que puede haber vulnerabilidades que son explotadas por los piratas informáticos y que no resolvemos a tiempo.

Esto que mencionamos afecta tanto a organizaciones como a usuarios particulares. Ya sabemos que la nube abarca un amplio abanico de posibilidades y que forma parte del día a día de muchas empresas y también particulares. En ambos casos es esencial mantener la seguridad y no cometer errores.

Filtración de datos en la nube

Pero precisamente eso, los errores humanos, es lo que expone nuestra seguridad y privacidad en la nube. Los expertos creen que los usuarios no toman las medidas adecuadas en cuanto a una buena configuración de seguridad. No toman el tiempo necesario para configurar correctamente los sistemas y que estén de esta forma protegidos en la red.

También es un error muy habitual mantener las plataformas sin actualizar. Esto deja totalmente expuestos los equipos en Internet, abiertos a posibles ataques por parte de ciberdelincuentes. Ya sabemos que en muchas ocasiones ocurren fallos que son corregidos mediante actualizaciones. Siempre debemos mantener todo tipo de equipos y sistemas con las últimas versiones.

La falta de automatización es otro de los problemas más presentes. La mayoría de usuarios no configura correctamente la nube para que implante medidas de seguridad de forma automática en los sistemas. Esto deriva en que manualmente no instalan correctamente todo lo necesario.

En definitiva, según el informe del que nos hacemos eco, son los propios errores de los usuarios, las malas prácticas, lo que más perjudica a la seguridad en la nube. Esto hace que debamos tomar medidas en todo momento, que protejamos adecuadamente los sistemas y que, en definitiva, no pongamos en riesgo nuestros dispositivos.

Os dejamos un artículo donde damos algunos consejos para usar el almacenamiento en la nube con seguridad.