En qué consiste una red descentralizada y qué ventajas tiene

Una red descentralizada es una de las opciones que existen para gestionar una red, con diferentes equipos que necesiten conectarse y acceder a datos, por ejemplo. Vamos a explicar en qué consiste exactamente, dónde se utiliza y cuáles son los puntos positivos y negativos que tiene. De esta forma podremos tener un mayor conocimiento para optar por este tipo de redes u otra alternativa.

Qué es una red descentralizada

En una red descentralizada van a actuar diferentes nodos, sin que haya un único servidor central. Como su nombre indica, no está centralizada en un único equipo por el que tienen que pasar todas las conexiones. Esto hace que todos los nodos se conecten entre sí.

Si pensamos en una red informática, al estar descentralizada significa que se van a distribuir las cargas de trabajo entre diferentes equipos. No dependen del servidor central. Se conoce también como procesamiento distribuido. Funciona también como si de un árbol se tratase, en el que la información pasa por diferentes nodos intermedios hasta llegar al final.

Como cada nodo tiene el control de forma independiente, cada uno de ellos puede también establecer sus propias reglas. Hace que haya una mayor escalabilidad de la red, ya que se puede agregar un nuevo dispositivo sin mayores problemas.

Por tanto, podemos decir que una red descentralizada es aquella en la que no existe un nodo central único, sino que hay un centro formado por diferentes dispositivos. Si uno de ellos falla, no afecta directamente al resto. Es una diferencia respecto a las redes centralizadas, en las que en caso de fallar el servidor central, todo cae.

Ventajas y desventajas

Como suele ocurrir con cualquier tipo de redes, cuenta con puntos positivos y negativos. Esto hará que pongamos una balanza con cada uno de ellos y veamos si nos interesa o no. Vamos a ver cuáles son las principales ventajas de las redes descentralizadas y también las desventajas que podemos encontrar.

Puntos positivos

La primera ventaja es que no hay un nodo centralizado. Esto va a librarnos de problemas, ya que en caso de que hubiera un error en ese servidor central, el resto se vería afectado. En redes descentralizadas eso no ocurre. Si un equipo tiene un fallo, no afecta necesariamente al resto para su funcionamiento normal.

También existe una mayor escalabilidad. Podemos fácilmente agregar dispositivos a la red y poder aprovechar así su potencia. No estaríamos tan limitados.

Además, la privacidad es otro factor importante que debemos destacar. En este tipo de redes, la información no pasa directamente a través de un servidor central. Eso puede poner en riesgo los datos e incluso llegar a ser un problema importante. Sin embargo, en una rea descentralizada esto no ocurre, ya que pasa a través de varios puntos diferentes. Es más complicado rastrear una red.

Aunque la seguridad tiene sus ventajas y desventajas, si nos centramos en lo positivo podemos decir que es más complicado que un atacante tumbe toda la red. Esto es así ya que, en caso de atacar a un dispositivo de esa red, no afectará al resto que la componen.

Red descentralizada

Puntos negativos

Pero las redes descentralizadas también tienen sus puntos negativos y uno de ellos es que va a requerir de más dispositivos para funcionar bien. Esto supone también un mayor mantenimiento y más opciones de que surja algún problema y haya una carga adicional de los recursos.

Otra desventaja es que es un sistema más complejo. Es más difícil de construir y administrar por su propia naturaleza. No se centra en un único servidor, sino que va a requerir de más dispositivos conectados, los cuales deben estar actualizados y configurados correctamente.

Precisamente esto último que mencionamos hace también que sea un problema de seguridad. Al haber más equipos, es necesario que todos ellos estén correctamente parcheados. Es más complicado que no haya alguno que se haya quedado obsoleto o que cuente con alguna vulnerabilidad.

Por otra parte, estas máquinas suelen ser menos eficientes en términos de energía. Es común que la información deba viajar por varios dispositivos, de uno a otro, y eso va a suponer también una mayor latencia. Hablamos de pérdida de tiempo que no tendríamos en el caso de una red centralizada.

Dónde se utiliza

Hemos visto qué es una red descentralizada y cuáles son sus principales puntos positivos y negativos. Ahora bien, ¿Dónde se utilizan realmente? Vamos a ver los usos más comunes que tienen.

Un ejemplo claro del uso de redes descentralizadas es el Blockchain o, en español, cadena de bloques. La información se agrupa en diferentes bloques y sirve para transmitir datos, los cuales se verifican entre los diferentes bloques. Es usado en el campo de las criptomonedas, por ejemplo. Pero también para bases de datos o diferentes sistemas de pago y transacciones bancarias.

DNS Blockchain

Otro ejemplo muy bueno son las redes P2P, para descargar archivos. En este caso no estamos bajando datos de un servidor centralizado, sino que esa información, esos archivos, están alojados en múltiples nodos. Básicamente son los usuarios que tienen esos datos y otros pueden descargarlos. Un clásico es Emule.

Sin embargo, con el paso del tiempo han ido surgiendo muchos proyectos de redes descentralizadas. Programas de mensajería descentralizados, aplicaciones para realizar videollamadas, etc.

Conclusiones de este tipo de redes

En definitiva, podemos decir que las redes descentralizadas son muy usadas en diferentes sectores hoy en día. Especialmente en tecnología actual, como el Blockchain y todo lo relacionado con las criptomonedas. En muchos casos incluso se considera como un método de pago que va a estar muy presente en el futuro y que podría desbancar en ciertos casos al uso de tarjetas o dinero metálico.

No obstante, como hemos visto tiene sus puntos positivos y negativos. El hecho de que no dependan de un servidor centralizado para su funcionamiento hace que podamos usar más dispositivos conectados entre sí, pero eso también tiene limitaciones e incluso problemas de seguridad. Pero en líneas generales, lo que sí podemos decir que es una opción que se centra más en la privacidad, por el hecho de que es más difícil de rastrear.

¡Sé el primero en comentar!