¿Sabías que cuántos más dispositivos Wi-Fi tengas conectados, más lenta irá la red inalámbrica?

Escrito por Sergio De Luz
Redes
1

Cuando tenemos un router inalámbrico o un punto de acceso Wi-Fi, habréis notado que cuantos más dispositivos inalámbricos tengáis conectados a la vez, más lenta irá la red. Este comportamiento es completamente normal debido a la propia arquitectura de Wi-Fi, ¿se puede solucionar de alguna manera? En este artículo encontraréis todos los detalles.

La tecnología Wi-Fi utiliza el protocolo de acceso al medio compartido CSMA/CA, es decir, el router inalámbrico antes de emitir señal a un determinado equipo debe “ver” si el canal está libre, y entonces emitir. Si el canal no está libre tendrá que esperar un tiempo aleatorio, para volver a intentar transmitir a continuación. Este proceso entrará en bucle hasta que el canal esté libre y pueda transmitir sin que haya ninguna colisión.

Cuantos más dispositivos inalámbricos tengamos conectados a un AP o router inalámbrico vía Wi-Fi, más ocupado estará el canal, y por tanto, más tardará el AP o router en transmitir una misma señal, lo que se traduce en una baja velocidad debido a que no siempre podremos transmitir, y también en una alta latencia, ya que desde que enviamos un paquete hasta que enviamos el siguiente podemos tardar varios milisegundos.

wifi zone

Por este motivo, es fundamental contar hoy en día con routers o AP doble banda simultánea, ya que los clientes Wi-Fi podremos colocarlos en ambas bandas para igualar la carga en ambas bandas y que la red inalámbrica funcione a la perfección. También es importante que si vamos a tener un gran número de equipos conectados a la red, podemos comprar routers y AP con triple banda simultánea, de esta forma, balanceamos la carga en todas las bandas de frecuencia sin que haya interferencias entre ellas.

Por ejemplo, los puntos de acceso profesionales de Edimax Pro que hemos probado en RedesZone, soportan un máximo de hasta 50 clientes simultáneos por cada banda, pero debemos tener en cuenta que la velocidad que conseguiremos no será demasiado alta, esto ocurre siempre en entornos de alta densidad, por ese motivo es fundamental tener varios AP funcionando en varios canales. Estamos seguros que muchos de vosotros habéis intentado conectaros a una red pública, y aunque recibís cobertura no os habéis podido conectar, o si lo habéis hecho la navegación es muy lenta, es por este motivo, la red inalámbrica está saturada.

Las interferencias con otras redes Wi-Fi empeoran el rendimiento

Estamos seguros que muchos de vosotros habéis cambiado de canal Wi-Fi para evitar las interferencias de los vecinos, esto sucede porque nuestros vecinos están intentando transferir datos en la misma frecuencia que nosotros, y por tanto, degradan nuestra velocidad debido a que nuestro AP y/o router está esperando a que el canal esté libre para emitir.

Redes Wi-Fi

Repetidores Wi-Fi: ¿Solucionan el problema?

Cuando la red Wi-Fi va más lenta de lo normal, muchos usuarios compran un repetidor Wi-Fi creyendo que así irá más rápido. Nada más lejos de la realidad, si configuramos un repetidor Wi-Fi empeoraremos el problema de lentitud en la red porque estaremos emitiendo con otro AP en el mismo canal, por lo que el router inalámbrico principal deberá mirar si el canal esté libre.

De hecho, el rendimiento inalámbrico si nos conectamos a un repetidor Wi-Fi suele estar entorno a un 50% si lo comparamos con el rendimiento en conexión directa. Esto se produce porque los paquetes deben dar “dos saltos” de manera inalámbrica, del router al repetidor, y del repetidor al cliente, y el canal en cada salto está ocupado por la señal electromagnética y la velocidad es menor porque se tarda el doble (aproximadamente) en encontrar el canal libre. Por lo tanto, si tenemos mucho tráfico inalámbrico empeoraremos el asunto al usar repetidores Wi-Fi.

¿Esto significa que un repetidor no sirve para nada?

No, sirve para ampliar la cobertura allí donde no nos llegue, pero debemos tener en cuenta la pérdida de velocidad al conectarnos a él en comparación de si nos conectamos directamente. Lo ideal sería que el repetidor Wi-Fi sea doble banda, de esta forma, podremos conectarnos al router en la banda de 2.4GHz y repite la señal en la banda de 5GHz. Al estar en dos frecuencias diferentes, no tendremos el problema de esperar a que el canal esté libre. De hecho, esta funcionalidad los fabricantes la han llamado “Crossband” y proporciona un rendimiento mayor que repetir la misma banda de frecuencias.

¿Cómo solucionamos el problema para poder tener Wi-Fi a alta velocidad en todo nuestro hogar?

La mejor solución para los hogares es utilizar PLC con Wi-Fi incorporado, de esta forma, podremos tener 2 puntos de acceso para balancear la carga de dispositivos conectados, y no habrá problema de interferencias si usamos canales diferentes, ni tampoco pérdidas de rendimiento por tener “2 saltos” como ocurre con los repetidores Wi-Fi. Otra opción es tirar cable de red y colocar un router o un punto de acceso en un canal diferente (lo más alejado posible) de la red principal.


Últimos análisis

Valoración RZ
10
Valoración RZ
7
Valoración RZ
9
Valoración RZ
10
Valoración RZ
8
Valoración RZ
10
Valoración RZ
9
Valoración RZ
9
Valoración RZ
10