¿Usas programas de seguridad gratis en el móvil? No sirven de nada y podrían ponerte en peligro

Los dispositivos móviles se han convertido en herramientas fundamentales para navegar por Internet hoy en día. Son muy utilizados, disponibles en cualquier lugar y además ofrecen una funcionalidad que nada tiene que envidiar a los equipos de sobremesa. Pero esto también significa que pueden surgir muchos problemas de seguridad. A fin de cuentas los ciberdelincuentes ponen sus miras en aquello que es más utilizado. En este artículo vamos a explicar el riesgo de tener herramientas de seguridad gratuitas para móviles. Vamos a hablar de cómo podría convertirse en un arma de doble filo y acabar afectando a nuestra privacidad y seguridad.

Los antivirus gratis para móviles no son eficaces

Muchos usuarios optan por contar con antivirus y otros programas de seguridad. Esto es algo importante y de hecho es muy recomendable hacer. Es la manera en la que podemos protegernos de posibles amenazas que comprometan el buen funcionamiento de nuestros sistemas. Ahora bien, como sabemos existe la opción de tener un antivirus gratuito y también de pago.

El problema es que la mayoría de los antivirus gratuitos de Android, el sistema operativo móvil más utilizado, no actúan como tal. No ayudan a mejorar la seguridad. Así lo demuestra un informe reciente de AV-Comparatives que analizó 250 antivirus para este sistema operativo. Más de dos tercios del total eran ineficientes y no servían para nada. Pero además, del resto una gran parte no era capaz de protegernos de muchas amenazas.

Pero la cosa no queda ahí. Más allá de que los antivirus gratis, o al menos la mayoría, no sirvan de nada, lo peor es que pueden poner en riesgo nuestra seguridad. Podrían afectar a la privacidad de los usuarios que los instalen.

Navegadores para móviles basados en la seguridad y privacidad

Los problemas de seguridad por instalar antivirus gratis en el móvil

Es algo similar a lo que ocurre con los peligros de utilizar un VPN gratuito. No queremos generalizar y decir que todos los antivirus gratis sean malos. Sin embargo como hemos visto en el informe de AV-Comparatives, una gran mayoría realmente no cumple su función.

Uno de los problemas que vienen con aplicaciones gratuitas en general y que vemos en el caso de los antivirus en particular, son las dudas respecto a la privacidad. Para que un antivirus funcione y actúe correctamente necesita tener acceso a ciertas carpetas, documentos e información. El problema con los que son gratuitos es que pueden utilizar esa información para comerciar con ella. Una manera de que otras empresas de marketing nos envíen publicidad orientada, por ejemplo.

También nos topamos con el problema de que puedan alertarnos de que nuestro equipo tiene una amenaza, pero realmente no es así. De esta forma lo que pretenden es que paguemos dinero por la versión de pago y de esta forma poder eliminar esa supuesta amenaza que no siempre lo es. Falsos positivos, en definitiva.

Además, existe el problema del adware. Esto es algo que está presente en muchos programas gratuitos y suele ser más pronunciado en el caso de antivirus gratis en móviles. Puede que funcionen bien, pero a cambio nos muestran adware. Algo que no muchos usuarios están dispuestos. Esto podría provocar también un aumento de recursos del sistema.

Pero sin duda el mayor peligro de utilizar antivirus gratis en móviles es que no cumplan su función. Que no sean capaces de analizar y eliminar muchos tipos de malware. Esto podría comprometer la seguridad de los usuarios seriamente, como podemos imaginar.