Pasos básicos para proteger tus datos en la nube

Pasos básicos para proteger tus datos en la nube

Javier Jiménez

La nube se ha convertido en algo básico para los usuarios en su día a día. Podemos hacer uso de servicios muy variados para alojar contenido y tenerlos siempre disponibles. Ahora bien, la seguridad es algo que debe estar presente y no todas las opciones son iguales. En este artículo vamos a tratar de explicar algunos aspectos esenciales a tener en cuenta para proteger los datos en la nube y no tener problemas.

Puntos básicos para proteger los datos en la nube

El almacenamiento en la nube es muy útil para crear copias de seguridad, vaciar memorias físicas, guardar archivos para tenerlos siempre disponibles o compartirlos con otros usuarios. Pero claro, ahí podemos almacenar datos e información de gran valor. Podrían poner nuestra privacidad en riesgo en caso de que sean expuestos.

Por ello es fundamental que a la hora de guardar datos en Internet lo hagamos con seguridad, que no cometamos errores que nos comprometan. Vamos a dar algunos puntos básicos para ello.

Revisar la política de privacidad y seguridad

Cuando vamos a contratar un servicio en la nube vamos a confiar en que nuestros datos van a estar a salvo. Antes de alojar contenido que pueda ser sensible, antes de confiar realmente en esa opción, debemos revisar la política de privacidad y seguridad.

¿Dónde van a estar alojados nuestros archivos? ¿Es un país que trata los datos personales con total privacidad? ¿Existe la posibilidad de un borrado completo o derecho al olvido? Son aspectos que debemos tener en cuenta si queremos maximizar la privacidad y evitar problemas.

Controlar quién accede a esos datos

Por supuesto algo muy importante también es controlar quién puede acceder a los datos. Cuando alojamos contenido en la red es posible que permitamos a terceros que puedan leer, editar, borrar o modificar de cualquier manera ese contenido.

Es importante que podamos controlar quién y de qué manera puede acceder a esos datos. De esta forma tendremos un mayor control y evitaremos problemas que afecten a nuestra privacidad.

Datos en la nube con seguridad

Usar contraseñas fuertes

No hay dudas de que las contraseñas son la principal barrera para evitar intrusos. Es esencial utilizar contraseñas que sean fuertes, que cuenten con las medidas adecuadas y nos protejan. Así evitaremos que cualquiera pueda entrar en la cuenta.

Pero más allá de la clave de acceso también debemos configurar la autenticación en dos pasos, algo que está cada vez más presente. De esta forma evitaremos que un intruso, incluso teniendo la contraseña, pudiera entrar.

Utilizar cifrado adicional

Si queremos maximizar la seguridad y disminuir el riesgo lo mínimo posible, algo que podemos tener en cuenta es usar algún tipo de cifrado en nuestros archivos. Son muchas las herramientas que tenemos para ello y así nos aseguramos que esos archivos están correctamente protegidos y en caso de que sean accesibles a un tercero no podrían leer qué guardan en su interior.

Es una alternativa más para proteger nuestros datos al usar la nube. Evitar que esos archivos puedan ser leídos es muy importante.

Os dejamos un completo artículo para evitar el robo de datos en la nube.