¿Te llega mal el Internet a tu Smart TV? Recomendaciones y trucos

¿Te llega mal el Internet a tu Smart TV? Recomendaciones y trucos

José Antonio Lorenzo

Cada día es más habitual tener conectada una Smart TV o Android TV a Internet. Sin embargo, a veces llega mal el Internet a la televisión debido a varias causas. Lo más normal, es que te este fallo se deba a una mala colocación del router, o la falta del equipamiento adecuado, aunque puede haber más causas. Hoy en RedesZone os vamos a realizar una serie de recomendaciones y trucos, para que puedas disfrutar del contenido multimedia sin problemas de conexión a Internet.

En este tutorial vamos a hacer un repaso a cómo debemos colocar y situar el router en nuestra casa. También daremos algunos consejos básicos de cómo configurar el router. De todas formas, si aún así nos llega mal el Internet a la televisión, explicaremos qué dispositivos podremos usar para solucionar este problema.

Elegir la mejor ubicación para nuestro router

Hoy en día todos los que tenemos una conexión a Internet disponemos de un router Wi-Fi, ya sea propio o cedido por nuestro proveedor. En el momento que contratamos Internet decidimos dónde debemos colocar ese router, y no siempre elegimos el sitio más adecuado. Los problemas comienzan cuando decidimos esconderlo, en vez de pensar en cuál sería su ubicación ideal de manera que no obtenemos la mayor velocidad de conexión posible vía Wi-Fi.

Los instaladores de fibra óptica, si tenemos claro el sitio donde queremos ubicar el router, lo colocarán allí sin problemas. Eso no quiere decir que ese sitio vaya a ser el mejor posible. Sin embargo, para hacerlo bien tenemos que seguir unos criterios que explico a continuación.

Si queremos garantizar la mejor señal posible es necesario que el router esté lo más libre posible. El primer criterio que tenemos que tener en cuenta es que debemos situar el router en un lugar lo más más céntrico posible de nuestra casa. Da lo mismo que sea el salón, el pasillo o una habitación. Esto debemos hacerlo así, salvo que, por motivos de trabajo necesitemos tenerlo en una habitación en concreto para usarlo con un PC vía cable. De esta manera, las antenas omnidireccionales de nuestro router emitirán una señal WiFi que llegará aproximadamente por igual a todos los lugares de la casa.

Frontal del router D-Link DIR-3060 en detalle

Una vez que ya tenemos clara la ubicación vamos a explicar cómo debemos colocar ese router. El primer factor que debemos tener en cuenta es la altura. El router debe estar a una altura media, ni cerca del techo ni del suelo. Lo segundo es colocarlo encima de una mesa o un mueble, preferiblemente de madera con el menor el menor número posible de obstáculos alrededor. En ese sentido nada de ocultarlo o meterlo en un cajón o vitrina que pueda dificultar la propagación de nuestro WiFi. Tampoco debemos taparlo ni ponerle objetos encima o en los alrededores, debe estar completamente libre.

En la medida de lo posible, otra cosa que es aconsejable hacer es colocar nuestro router lo más alejado de paredes y muros. Otro punto importante es que debes evitar tener cerca otros dispositivos electrónicos. Éstos también pueden emitir ondas de radio que pueden interferir con las señales de Wi-Fi. Por lo tanto, es mejor colocar nuestro router en un lugar donde esté más alejado de otros elementos electrónicos. Especialmente podríamos destacar el microondas porque emite una señal en la misma banda de 2.4GHz en la que opera el router. Otros electrodomésticos que también debemos mantener alejados son los teléfonos inalámbricos, los altavoces Bluetooth y monitores para bebés. Con esta clase de aparatos conviene dejar una distancia de al menos 1 metro.

También deberemos evitar colocarlo cerca de superficies metálicas. Por si no lo sabéis, el metal produce problemas en las redes inalámbricas. En este caso, cualquier plancha de metal, objetos metálicos que puedan cubrirlo, es algo muy negativo. Tenemos que evitar colocar el router cerca de este tipo de objetos.

En cuanto a cómo colocar las antenas, teniendo en cuenta que las antenas Wi-Fi omnidireccionales irradian en todas las direcciones horizontalmente, y tienen un cierto ángulo en vertical, si vivimos en un piso de una planta, sería recomendable ponerlas de manera vertical, si tenemos varios pisos, sería buena idea colocarlas con un ángulo de 45º algunas de ellas. Lo que no es una buena idea es colocarlas en posición horizontal, ya que entonces la señal se va al piso de arriba y tendremos el techo.

Soluciones sencillas si te llega mal el Internet a tu smart TV

En primer lugar, si tenemos nuestra Smart TV y el router muy juntos, lo más recomendable es hacer uso de cable de red Ethernet. Fundamentalmente te ofrece dos ventajas:

  1. Puede aprovechar todo el ancho de banda, sobre todo si tienen una tarjeta Gigabit ethernet. No obstante, con velocidades de 100 Mb podríamos tener un buen streaming de Netflix, Amazon, HBO o Disney+ sin problemas. El problema está en que los fabricantes no siempre especifican que tipo de tarjeta de red Ethernet incorporan sus TV.
  2. Evita interferencias con las redes WiFi de tus vecinos.

Esto habitualmente no suele ser posible, por lo que tendremos que conectar nuestra smart TV por WiFi. Aquí nos encontraríamos con dos posibilidades en función de la banda WiFi a la que nos conectásemos.

SmartTv Philips con TeamViewer

Las smart TVs requieren de un ancho de banda importante para su correcto funcionamiento. Visionar contenido en streaming de las cadenas nacionales o de las plataformas de pago está a la orden del día. En este caso, la recomendación que haríamos sería utilizar el Wi-Fi 5GHz para los casos en que el router está ubicado en la misma habitación o en alguna de las de al lado. Lo podemos utilizar sobre todo si visionamos contenido en 4K, ya que obtendremos un rendimiento óptimo.

La otra opción consistiría en utilizar la red de 2.4 GHz, siempre que el streaming no supere la resolución Full HD, o si está bastante lejos de nuestro router. También nos quedaría la opción de probar a cambiar los canales del WiFi.  Si falla de vez en cuando, y una gran parte del tiempo funciona bien puedes ser una solución. Para hacerlo, hay que entrar por web a la configuración del router, algunos routers más modernos y de marca ya lo hacen automáticamente.

En caso de no hacerlo, puedes utilizar apps como WiFi Analyzer está disponible en la tienda oficial de Android, la podéis descargar gratuitamente desde aquí:

Wifi Analyzer
Wifi Analyzer
Developer: farproc

Estas son las recomendaciones que nos haría la app para nuestra red Wifi de 2.4 GHz:

Si aún así probando con ambas bandas y cambio de canal, llega mal el Internet a la TV lo más probable es que toque comprar equipamiento adicional.

Equipos que podemos comprar para mejorar la señal WiFi a la TV

Cuando nos va mal el Internet a nuestra Smart TV, es el momento de mejorar la infraestructura de nuestra red doméstica. Para solucionar el problema podríamos recurrir a dos tipos de aparatos:

  1. PLC con Wi-Fi o sin Wi-Fi
  2. Punto de acceso o repetidor Wi-Fi universal.

En los dispositivos PLC, los datos viajarían por nuestro cableado eléctrico. La ventaja que tiene esta tecnología es que no sufre interferencias, como, por ejemplo, sucede con las redes WiFi. Para usarlo se requiere de un kit de dos PLC. En un extremo conectado al router por cable de red estaría uno, y en el otro lado conectado por cable de red o WiFi tendríamos la smart TV. Cuanto más alejados estén los PLC, más velocidad pierden y algunos de muy buena calidad equivalen casi a una conexión de cable de red.

Como ejemplo de PLC con cable tenemos los siguientes:

El Kit NETGEAR PL1000 ofrecería una velocidad máxima de 1000 Mbps que con la distancia se iría reduciendo. Además, tiene un puerto Gigabit Ethernet preparado para Streaming de vídeo en HD y un sistema de ahorro de energía. Otro modelo muy recomendable sería el devolo Magic 2 LAN Triple que cuenta con varios puertos Gigabit Ethernet y una velocidad de más del doble que el anterior.

En caso de que estés interesado en un PLC con Wi-Fi, el NETGEAR PLW1000 viene con puerto Gigabit ethernet con una velocidad de 1000Mbps. Además de proporcionarnos una conexión por cable de red integra un punto de acceso Wifi ac 1000. Este además de poder conectar nuestra Smart TV podría permitir que lo utilizásemos con smartphones y otros dispositivos.

Otra alternativa realmente buena es el devolo Magic 2 Next, que, además, incorpora Wi-Fi Mesh y con tecnologías incorporadas muy avanzadas.

Por último, este sería el ejemplo de punto de acceso o repetidor WiFi con una gran relación calidad-precio

Este modelo ofrece una velocidad de hasta 867 Mbps en la banda de 5 GHz y 400 Mbps en la banda de 2.4 GHz. Además, también tiene 1 puerto de red Gigabit para que los datos se transmitan a la máxima velocidad. También cuenta con indicadores LED de colores para indicar la calidad de la señal inalámbrica y es compatible con WPS.

Tal y como habéis visto, lo más importante es primero intentar conectarnos con el router principal, si no funciona nuestra Smart TV correctamente, debemos modificar la ubicación y configuración del router, y si sigues con problemas, entonces tendrás que comprar equipamiento adicional.