Por qué pronto vas a tener que comprar una nueva tarjeta WiFi

Para poder navegar por Internet es necesario contar con una tarjeta de red. Además, para lograr una buena velocidad y calidad es imprescindible que sea buena y que funcione bien. ¿Por qué es muy probable que pronto tengas que comprar una nueva tarjeta WiFi? De ello vamos a hablar en este artículo. Explicaremos por qué es imprescindible para que tengas una buena velocidad y aproveches la tarifa que tienes contratada.

Comprar una nueva tarjeta WiFi

Lo normal es que tu ordenador tenga una tarjeta WiFi integrada, ya sea un portátil o un sobremesa. Pero claro, esa tarjeta no siempre va a funcionar tan bien como te gustaría. Puede que no tenga un gran alcance, que la velocidad sea limitada o que incluso no sea doble banda y no puedas aprovechar las ventajas que ello tiene.

Si pensamos en lo más básico, la tarjeta WiFi tiene una velocidad máxima. Eso significa que no vas a poder conectarte a Internet y tener más de ese límite. ¿Qué pasa si por ejemplo tu tarjeta está limitada a 600 Mbps y contratas una tarifa de Internet de fibra óptica de 800 Mbps? Exacto, no podrías alcanzar esa máxima velocidad.

Pero esa velocidad es teórica. En la práctica la velocidad real puede ser bastante inferior. Todo dependerá de la banda Wi-Fi que uses, la distancia con el router, la capacidad de la propia tarjeta o incluso del router. La tendencia actual es que cada vez tengamos mayor velocidad de Internet contratada. Incluso la mayoría de compañías ofrecen tarifas superiores por el mismo precio.

Justo eso que mencionamos es lo que va a empujar a muchos usuarios a cambiar la tarjeta WiFi del ordenador. Contratan una tarifa de Internet superior y quieren conectarse de forma inalámbrica y alcanzar una buena velocidad. A fin de cuentas, tener una tarjeta de Internet que esté limitada hace que la tarifa que contratemos no sea relevante.

También hay que mencionar que los routers actuales son compatibles con tecnologías como Wi-Fi 6 o WPA3. Pero es necesario también tener una tarjeta que acepte esto y así poder alcanzar la máxima velocidad inalámbrica.

Mayor uso de las redes inalámbricas

Pero un factor fundamental es que cada vez hacemos un uso mayor de las redes inalámbricas. Hace unos años lo normal era conectar un ordenador por cable. Sin embargo ahora lo más habitual es conectarnos directamente por WiFi. Eso permite mover el equipo de un lugar a otro de la vivienda y tener mayor flexibilidad.

Lógicamente esto también provoca que busquemos mejorar la velocidad y calidad de la señal lo máximo posible. Y ahí entra en juego la tarjeta WiFi. Puede ser necesario cambiar la antigua que tenemos y así lograr un mayor alcance para poder conectar el PC desde más lejos sin necesidad de utilizar repetidores.

Debes tener en cuenta que una tarjeta WiFi la puedes conectar de forma sencilla a través de un puerto USB. Puede tener una antena externa que sea más potente y así tener mayor alcance, por ejemplo. Las hay de muchos tipos y son económicas. Eso sí, si vas a comprar una tarjeta próximamente, asegúrate que cumpla con las características más actuales. Siempre puedes ver la velocidad máxima de la tarjeta de red Wi-Fi.

¡Sé el primero en comentar!