Cómo te ayuda la domótica a controlar la calidad del aire en tu casa

Cómo te ayuda la domótica a controlar la calidad del aire en tu casa

Javier Jiménez

La domótica puede ayudarnos en muchos aspectos de nuestro día a día. Podemos hacer uso de dispositivos muy variados, como bombillas inteligentes, electrodomésticos que podemos controlar en remoto, sensores… En este artículo nos vamos a centrar en cómo tener una vivienda inteligente puede ser útil para mejorar la calidad del aire de casa. Vamos a explicar cómo funcionan los sensores que analizan la calidad del aire y evita problemas.

Cómo funcionan los sensores de calidad de aire

Existen muchos sensores que podemos instalar en nuestra vivienda para que controlen la temperatura, humedad, detecten humo… Son útiles para advertir en caso de algún problema y que podamos tomar medidas lo antes posible. Ese es el objetivo también de los sensores de calidad de aire. Los vas a poder instalar en cualquier lugar de una casa y te ayudará a saber si el aire que hay es bueno o deberías hacer algo.

Piensa, por ejemplo, en un lugar cerrado de una vivienda. La calidad del aire puede ser mala. Tal vez acumule suciedad, humo de algún extractor, etc. Un sensor de calidad del aire puede alertarte para que abras la ventana y se renueve el aire. Estos dispositivos son capaces de medir los nieles de COV o compuestos orgánicos volátiles, además de la humedad que pueda haber.

Saber la cantidad de CO2 que hay en una habitación es importante para conocer si el aire es adecuado o podríamos intentar mejorarlo. Hay determinados lugares donde especialmente la calidad del aire puede ser muy mala y ser un problema para la salud. Por ejemplo en un garaje, en un sótano donde haya humedad, en una cocina mal ventilada…

Para evitar riesgos, estos sensores actúan en forma de alarma. Van a alertar si detectan algún nivel inadecuado y de esta forma podremos intentar mejorarlo lo antes posible para que no nos afecte.

Evitar accidentes gracias a la domótica

Sensores inteligentes con avisos en tiempo real

Uno de los puntos más importantes de utilizar sensores inteligentes es que nos avisan en tiempo real. Eso significa que nos llegará una notificación al móvil si detecta que hay algo mal en nuestra vivienda. Va a ser similar a un detector de movimiento, de humo, etc. Nos llega la notificación y sabemos que la calidad del aire en nuestra vivienda no es adecuada.

Si tenemos la casa domotizada, algo que podemos hacer en remoto es incluso abrir las ventanas. Piensa, por ejemplo, en que tienes un sensor de calidad del aire en la cocina. Ha detectado que el aire no es de buena calidad y estás fuera de casa. Lo que puedes hacer es abrir una ventana, activar un extractor de aire, etc.

Eso sí, va a ser imprescindible que tu casa sea inteligente y que cuentes con dispositivos conectados a la red para poder controlarlos de forma remota. A partir de ahí, el control desde tu móvil va a ser total. Podrás programar que algunas ventanas se abran a ciertas horas, evitar que haya electrodomésticos que se queden encendidos, etc.

En definitiva, como ves los sensores de calidad de aire son dispositivos interesantes que podemos instalar en nuestras viviendas. Son muy útiles y además pueden combinarse con otros aparatos que formen parte de nuestra casa inteligente.

¡Sé el primero en comentar!