Esta es la diferencia de gasto de luz entre un portátil y PC de sobremesa

Esta es la diferencia de gasto de luz entre un portátil y PC de sobremesa

Javier Jiménez

No todos los aparatos electrónicos consumen lo mismo, ni mucho menos. Entran en juego múltiples factores e incluso si comparamos dos dispositivos del mismo tipo puede haber diferencias importantes. En este artículo vamos a hablar del gasto de luz de un ordenador portátil y uno de sobremesa. Vamos a explicar las diferencias y también qué puede hacer que consuman más o menos en función del uso o el tipo.

Consumo de luz de un portátil vs sobremesa

Lo primero que debes tener en cuenta es que puede haber diferencias más o menos marcadas en función del modelo de ordenador que uses, ya sea portátil o sobremesa. Es decir, puedes tener un sobremesa antiguo que gaste mucho más que uno más actual. Igual ocurre con un ordenador portátil. Lógicamente los más modernos están más optimizados y consumen menos.

Pero si comparamos un ordenador de sobremesa y un portátil con similares características y de la misma época, los portátiles van a consumir menos electricidad. De hecho un sobremesa puede consumir perfectamente el doble que un portátil común. Son aparatos menos optimizados, con una fuente de alimentación que necesita más recursos. A fin de cuentas los portátiles los hacen también con la idea de que la batería dure más tiempo, mientras que un sobremesa va a estar siempre enchufado.

No obstante, el punto clave de todo es la pantalla. Un ordenador de sobremesa tiene una pantalla externa, mientras que un portátil la tiene integrada. Esa pantalla del ordenador de sobremesa es lo que más va a consumir. Y ahí también entra en juego el hecho de consumir más o menos, ya que no todas las pantallas son iguales. Las pantallas LED actuales son las que menos consumen.

En líneas generales, un ordenador de sobremesa va a consumir 80-120 W mientras que un portátil va a consumir 40-80 W. Dependerá de varios factores, pero para que te hagas una idea aproximada. Por tanto, como ves un ordenador de sobremesa va a consumir bastante más que un portátil.

Consumo de luz de un portátil

Qué factores influyen en el consumo

Ahora vamos a hablar de algunos puntos importantes que van a afectar al consumo de electricidad de un ordenador. No importa si se trata de un portátil o un sobremesa, ya que en ambos casos vamos a ver una diferencia de gasto de electricidad en función de ciertos factores que pueden ser diferenciales.

Uno de ellos es la pantalla. Esto es lo que más va a consumir. Si utilizas una pantalla moderna, de bajo consumo y LED, gastarás menos. También lógicamente va a influir el tamaño de la pantalla, por lo que mientras más pulgadas tenga, más consumo. Además, el brillo de la pantalla va a ser clave también.

Pero más allá de la pantalla, entran en juego factores como el procesador, la placa base o los periféricos conectados. Mientras más potente sea el procesador, en general mayor será el consumo. Especialmente consumirá más cuando está funcionando a tope. No es lo mismo tener un ordenador encendido para leer documentos o abrir el navegador, que estar jugando a un juego que requiera mucha potencia o editando un vídeo.

En definitiva, como ves hay diferencias entre el consumo de un ordenador de sobremesa y un portátil. Si quieres comprar un ordenador y lo que buscas es ahorrar el máximo de luz, sin duda un portátil es tu solución.

¡Sé el primero en comentar!