VPN: cómo te ayuda a desbloquear páginas y servicios online

En muchas ocasiones podemos encontrarnos con bloqueos a la hora de abrir una página web. Intentamos acceder pero nos dice que no está disponible para nuestro país o región geográfica. Es una restricción que está presente en muchos servicios de reproducción por Streaming, por ejemplo. ¿Cómo puede una VPN ayudarnos a entrar en estas páginas? De ello vamos a hablar.

Una VPN puede evitar el bloqueo de sitios web

El hecho de que nos bloqueen el acceso a una determinada página web o a un servicio de Internet está vinculado directamente con nuestra dirección IP. Ese sitio detecta nuestra procedencia o incluso si nuestro dispositivo está bloqueado o no.

¿Por qué podemos sufrir el bloqueo al entrar en una página web? Lo normal es que se trate de una restricción geográfica. Por ejemplo si queremos entrar en un servicio que solo está disponible para un determinado país, como pueden ser muchas televisiones online o plataformas de vídeos.

Pero también podría ocurrir que nuestra IP esté bloqueada. Podría deberse a un mal uso que hemos tenido de ese servicio o plataforma. El servidor bloquea el acceso desde un determinado equipo, algo que puede ser permanente o durante un tiempo.

Incluso ese problema que mencionamos puede deberse a un mal uso que ha realizado otra persona, en caso de tener un dirección IP compartida. Tendríamos problemas para entrar en la página y directamente nos aparecería que estamos bloqueados.

Todo esto que mencionamos se puede solucionar fácilmente gracias al uso de una VPN. Lo que hace básicamente es ocultar nuestra dirección IP real y también permitir cambiar la ubicación. Así, al entrar en un sitio restringido por IP, apareceremos con otra distinta.

Ocultar la IP para entrar en un sitio restringido

Pongamos como ejemplo que queremos entrar en una página para ver un canal de televisión británico. Al acceder e intentar verlo nos aparece un mensaje donde nos indica que no tenemos acceso a ese servicio por encontrarnos en otro país.

Si utilizamos una VPN podemos cambiar nuestra ubicación para simular que nos encontramos en Reino Unido. Esto lo conseguimos al conectarnos a través de un servidor ubicado en dicho país. De esta forma, de cara a las páginas en las que entremos apareceremos como si estuviéramos en otra nación.

Igualmente, con el uso de una VPN podremos ocultar nuestra dirección IP real. Esto nos aporta un extra de privacidad y evita el problema en caso de que hayamos sido sancionados con el bloqueo para no poder entrar en una determinada web.

Hay que tener en cuenta la importancia de contar con una buena VPN. No basta con elegir cualquiera. Tenemos un amplio abanico de posibilidades a nuestra disposición. Sin embargo no todas ellas van a funcionar igual, no todas van a protegernos en la red y simular la ubicación correctamente. Por ello debemos elegir muy bien cuál utilizar. Dentro de las mejores podemos destacar a Surfshark VPN, PureVPN, HMA VPN, NordVPN o Cyberghost.

Os dejamos otro artículo donde explicamos por qué necesitan una VPN las empresas.