Muchas VPN están sin parchear y son un peligro

No hay dudas de que el uso de los servicios VPN ha crecido mucho en los últimos años. Es algo que podemos tener en cuenta al navegar desde dispositivos móviles y también equipos de escritorio. Permite cifrar la conexión, mejorar la privacidad y poder acceder a determinados sitios o usar programas que puedan estar bloqueados geográficamente. Ahora bien, lo cierto es que a veces puede haber problemas. En este artículo nos hacemos eco de cómo muchas VPN son vulnerables y ponen en riesgo a los usuarios.

Muchos programas VPN no están parcheados

En primer lugar hay que indicar que las vulnerabilidades y fallos de seguridad están muy presentes en nuestro día a día. Podemos toparnos con problemas que afectan al sistema operativo y a los diferentes programas que usamos. Esto hace que debamos siempre mantener todo actualizado, con todos los parches disponibles.

El problema ahora afecta a las VPN. Según un informe de seguridad de SpiderLabs del cual nos hacemos eco, el trabajo en remoto ha hecho que aumente considerablemente el uso de este tipo de programas. Es algo que hemos podido ver mucho durante el último año.

Sin embargo la cuestión importante es que un 5% de todas las VPN instaladas cuentan con vulnerabilidades sin corregir. Esto hace que haya muchos usuarios que, sin saberlo, están utilizando un programa que cuenta con algún fallo que puede ser explotado por un tercero. Esto lógicamente pone en riesgo la seguridad y privacidad.

Hay que indicar que una VPN va a gestionar todo el tráfico de nuestra red. Esto significa que nuestra información personal, los sitios que visitamos o los programas que utilizamos en la red, podrían quedar expuestos. Si usamos una herramienta que tenga algún fallo de seguridad, que pueda ser explotada fácilmente, podríamos correr el riesgo de que nuestra privacidad se vea afectada.

Hemos visto en alguna ocasión que los programas crackeados son peligrosos. Esto también lo podemos aplicar a las VPN. Muchas de ellas son gratuitas e incluso podemos encontrar supuestas ofertas o formas de descargarlas de Internet sin necesidad de pagar. Sin embargo con esto estaríamos poniendo en riesgo también la seguridad.

Usan una VPN para atacar

Más uso de las VPN, más ataques

Esto es algo que suele ocurrir frecuentemente. Los piratas informáticos ponen sus miras en aquello que cuenta con más usuarios o aquello que es más utilizado en un momento dado. A fin de cuentas de esta forma van a tener una mayor probabilidad de éxito.

Y si hablamos de las VPN, en los últimos tiempos ha crecido mucho su uso. Esto también ha provocado un mayor interés por parte de los ciberdelincuentes. Tenemos más y más posibilidades para nuestro día a día, pero no todas van a ser seguras. No todos los servicios que usemos van a ser de garantías e incluso podríamos toparnos con ciertas vulnerabilidades sin corregir, como hemos visto.

Nuestro consejo es elegir muy bien la VPN. Pero más allá de eso, es esencial mantener la seguridad y hacer una revisión periódica. De esta forma podremos solucionar ciertos fallos que puedan aparecer y evitar ataques contra nuestros dispositivos. Una VPN podría incluso permitir usar Google como si estuviéramos en otro país. Esto es algo muy útil en determinados momentos, pero hay que hacerlo con seguridad.