Qué hacer si la VPN se corta mucho por WiFi, ten esto en cuenta

Qué hacer si la VPN se corta mucho por WiFi, ten esto en cuenta

Javier Jiménez

Navegar a través de una VPN es algo cada vez más común. Son muy útiles para mejorar la privacidad en la red, poder acceder a contenido restringido geográficamente o simplemente ocultar la dirección IP real. Sin embargo en ocasiones funciona mal, hay cortes y la velocidad no es la que nos gustaría. Esto ocurre especialmente cuando nos conectamos por Wi-Fi. ¿Qué podemos hacer para solucionarlo?

Consejos para que la VPN vaya mejor por Wi-Fi

Si te conectas de forma inalámbrica a Internet y además lo haces desde una VPN, es importante que tomes ciertas medidas para que funcione bien. Si notas que va muy lento y se corta, algunos pequeños cambios pueden hacer que la conexión funcione mejor y tengas menos problemas para navegar.

Cambiar la banda del Wi-Fi

Lo primero que deberías hacer es asegurarte de estar utilizando la banda del Wi-Fi correcta. Si te conectas a través de una VPN y la velocidad de Interne es débil, eso va a hacer que vaya aún peor. Puede que estés conectado a la banda de los 5 GHz pero estés muy lejos del router y eso hace que la señal llegue débil.

Puedes cambiar a la banda de los 2,4 GHz en este caso y tener mayor estabilidad. No obstante, puede que tu caso sea el contrario y necesites conectarte a la de los 5 GHz si estás cerca del punto de acceso y necesitas que haya mayor velocidad. Es una de las causas de problemas al usar VPN.

Intentar optimizar la conexión

Otro paso que deberías dar es intentar optimizar la conexión. Aunque es algo independiente de usar o no VPN, sin duda a la hora de navegar a través de este tipo de herramientas vas a tener más problemas si te conectas de forma inalámbrica y la conexión no va bien. Por tanto, puedes tomar algunas medidas para mejorarlo.

Algo esencial es que la cobertura llegue mejor. Puedes instalar un repetidor Wi-Fi, PLC o sistema Mesh, por ejemplo. También puedes asegurarte de tener todo bien actualizado, tanto los drivers de la tarjeta de red como el propio sistema. Eso ayudará a que la conexión vaya mejor.

Saber banda Wi-Fi conectada

Elegir otro servidor de la VPN

Las VPN, especialmente aquellas de pago y mejores, cuentan con múltiples servidores. Vamos a poder elegir a cuál conectarnos. No todos funcionan igual, ni todos sirven para todos los lugares de la misma manera. Por tanto, elegir bien el servidor al que nos conectamos puede ayudar a que la VPN vaya mejor por Wi-Fi.

Elige un servidor que esté lo más cerca posible de donde te encuentres. Por ejemplo, si estás en España va a funcionar mejor un servidor ubicado en Francia o Italia que otro que se ubique en Japón o Estados Unidos. Puedes ir probando hasta encontrar uno que funcione lo mejor posible. Siempre puedes saber si navegas por VPN.

Ver si algún programa interfiere

¿Tienes instalado algún firewall o antivirus? Aunque son programas muy interesantes para mejorar la seguridad, a veces generan conflictos a la hora de usar una VPN y especialmente pueden dar problemas si navegamos por Wi-Fi. Deberías echar un vistazo a las aplicaciones instaladas y ver si se soluciona el problema.

Es importante que elijas bien qué programa de seguridad instalar. Debes elegir un buen antivirus, así como un firewall de garantías. Solo así podrás tener todo preparado para que la conexión funcione bien y no aparezcan cortes.

¡Sé el primero en comentar!